lunes, 9 de noviembre de 2015

Lamentamos la cancelación del evento "Guateque y Sabrosura" por la ineptitud del Instituto Nacional de Migración.

Problemas administrativos impiden la entrada del académico cubano.

Todo preparado, para que este lunes iniciara el evento "Guateque y sabrosura, made in Cuba en la Eruopa globalizada que organizó la Licenciatura en Historia de la Escuela Nacional de Antropología e Historia de México. Un año de organización echada a la basura por el poco criterio y la poca humanidad de los agentes de migración quiénes le impidieron la entrada a Miguel David Herrera Lage a la Ciudad de México. No había cometido ninguna falta, venía a exponer su trabajo como cubano en la España actual y la inserción de los ritmos latinos en la isla de cuba en Europa. Cargado de su ordenador, de sus notas, de su música, sólo quería exponer a invitación del gobierno mexicano a los estudiantes de antropología un fenómeno cultural que ocurre en Europa.

¿A quién perjudica un profesor que viene a exponer la cultura cubana? ¿Por qué el Instituto Nacional de Migración no consideró a los cientos de participantes a un evento que fue organizado con anticipación? ¿Por qué el Instituo carece de criterio en estos casos? Hablan de Estado de derecho, pero han perdido el estado de humanidad, sensatez y trato de personas. Tratan los casos como si se tratara de lo mismo. Lamentable y reprobable.

Fue técnicamente expulsado del país a las pocas horas de sui ingreso mantenidio aislado hasta que los de la ENAH protestamos por su incomunicación. Nunca nos dejaron verlo, una corta llamada que se hizo durante cortos minutos a través de los teléfonos de migración. Y una larga gestión con los funcionarios de migración para solicitar que le diesen un permiso temporal, que venía invitado por el gobierno mexicano, que tenía todos sus gastos pagados y el apoyo de académicos y estudiantes de la ENAH, es muy importante. Los funcionarios de migración ni se inmutaron porque no hablan el lenguaje de la cultura, del conocimiento, de la solidaridad, del arte. Siempre lo que nos respondieron fueron sus frios, tercos e insensibles argumentos burocrático-administrativos. Al final nos dijeron que no tenían facultades para expedir un permiso de ingreso temporal, los del aeropuerto.

Parece que en México dar clases, imparitr conferencias es un acto prohibido. Media noche, era domingo, esperamos al amanecer para que las horas laborales llegasen a las 7 am, hora que según el portal de INM es laboral, es para atendernos. Un conmutador que te remite a un 9 en el aeropuerto y luego se disculpa diciendo que no puede procesar la llamada; un conmutador del INM en sus lujosas oficinas de Polanco donde te remiten a un 0 para que nadie te responda más.

Marcamos extensiones de las terminales del aeropuerto.  Aquí es la terminal 2, no lo podemos atender. Nos enlazaron a la terminal 1 y jamás respondieron los teléfonos, porque sus teléfonos parecen de adorno, como para que no se diga que no tienen donde atender. El tiempo corría y buscamos afanosamente hablar al más alto nivel. Nadie, increíble, sabe el teléfono del Lic. Ardelio Vargas Fosado. No el privado, al menos su extensión de sus secretarias, no pedimos hablar. Pues entonces nos lanzamos a tratar de salvar al profe Miguel Herrera. El Director de la ENAH Dr. José Luis Vera, envió al Comisionado del INM solicitándo su apoyo y ayuda en esta situación. Llegamos hasta las propias oficinas y dos profesoras y una pasante lograron no sólo entregar la carta sino contactar personalmente a Vargas Fosado quién mostró disposición al menos en apariencia. Dijo que se informaría y que trataría de ver en que se nos podría apoyar. Comprometió una llamada que jamás llegó, para informarnos puntual y verazmente lo que había sucedido.

Salimos de Polanco para concurrir al Aeropuerto y llegar al área de atención  jurídica de la terminal 1 donde peguntamos por el Maestro Miguel. No se dan informes, nos respondieron, entonces le dijimos que teníamos derecho a la información y que nos informaran. A regañadientes se comunicaron al área y nos habló una persona que se identificó como un subcomisionado, para indicarnos que ya habían sacado del país a nuestro invitado por la ENAH sin que ni siquiera nos comunicaran que esa había sido la intención. fue subido en un vuelo y llevado a España de regreso. Es decir, nuestra petición ante la autoridad no fue considerada, ni siquiera porque se trataba de un benefico a la cultura.

Queremos notificar a nuestros asistentes que el evento se canceló a la salud del criterio administrativo del Instituto Nacional de Migración y a su ineptitud para resolver problemas, su falta de capacidad ejecutiva. Lamentamos el maltrato, la forma como trataron a un académico de la Universidad de Santiago y a la manera como tratan a los ciudadanos de origen cubano. Estamos realmente indignados. Pensamos que si el Instituto de Migración tiene realmente decencia, debería pagar los gastos de regreso de Miguel Herrera y pedirle una disculpa pública. 

El evento se cancela en solidaridad con él profesor y solicitamos la protesta ante tal hecho por la comunidad de la ENAH. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario